430. Vacaciones 2003: Viajando a la isla de Chiloé


¡Sí! ¡Por fin! Después de, literalmente, años intentándolo, hoy doy inicio a la sección de mi blog titulada "Vacaciones". En esta sección relataré todas las vacaciones que he tenido, por lo menos las que recuerdo y que tengo registros de ello. Por cada artículo de esta sección hablaré de una vacación en particular. Una vez que me ponga al día con todas las vacaciones que he tenido, entonces esta sección relatará todas las vacaciones que tendré de aquí en adelante.

Para iniciar la sección "Vacaciones", hoy les relataré mis vacaciones del año 2003. No fueron las primeras que tuve en mi vida, pero sí son las primeras de las que tengo registros escritos de lo que hice en ese viaje a Chiloé, entre los días 17 y 30 de enero de aquel año. Sólo tenía 12 añitos de edad, y acabo de percatarme que, de este viaje, han pasado ya más de 20 años. Me estoy poniendo viejo.




Nuestra aventura comienza, como ya les dije, el día 17 de enero de 2003, saliendo de Concepción rumbo a nuestra primera parada: Valdivia. Para relatar el viaje, acudiré a un viejo conocido de mi blog: mi querido diario de vida, que ya tiene más de 3200 páginas y que, al día de hoy, aun lo tengo y sigo escribiendo. Ese día paramos en Collipulli a almorzar y, luego de algunas horas de viaje, llegamos a la ciudad citada al principio de este párrafo.

Lo que recuerdo de esos días en Valdivia hasta el día de hoy, fue un genial viaje que hicimos por el día en un catamarán llamado "Reina Sofía", y cuyo recorrido fue muy lindo. Lástima que, en esas vacaciones, no llevamos cámara fotográfica. Sólo llevamos nuestra nueva cámara de vídeo. Creíamos que, con la cámara de vídeo, no necesitaríamos sacar fotos. Eso fue un error, claramente.

El tour, llamado "Tour de los siete ríos", es un hermoso viaje recorriendo distintos ríos y lugares de Valdivia y alrededores. Adjunto el volante que nos entregaron en aquella ocasión, y que guardo con mucho cuidado. En mi diario relato que comí Salmón en ese viaje. Pasamos a Corral, donde vimos una representación muy vívida de un ataque al fuerte de Corral, con trajes de época.


Volante del viaje con la "Reina Sofía". Especifico que comí salmón ese día XD


Aquel barco, la "Reina Sofía", se hundió años después. Sin embargo, en uno de mis últimos viajes a Valdivia por trabajo, pude verla nuevamente. Al parecer pudieron reflotar el barco y hacerlo trabajar una vez más. 


Con mi familia en el "Reina Sofía", año 2003



El día 22 de enero continuamos nuestro viaje al sur de Chile. Nos despedimos de Valdivia (capital de la antigua provincia del mismo nombre de la región de los Lagos) y llegamos a Osorno. Mi diario relata: "Nosotros íbamos a entrar a Osorno, pero por las tres entradas que tiene Osorno, en las tres se paga peaje. Así que lo vimos desde afuera" (Tomo 1, pág. 14). Eran los inicios de los caminos concesionados en Chile.

En Puerto Montt almorzamos (yo comí Salmón de nuevo) y, luego de recorrer Angelmó, mi padre decide que nos vayamos de inmediato a Chiloé, en vez de alojar en Puerto Montt. A Ancud, al norte de Chiloé, llegamos ese día 22, a las 18:30 hrs.

Recorrimos la isla completa en un sólo día, el 23 de enero. Sí: sé que no es recomendable hacerlo porque Chiloé es como para recorrerlo un par de semanas fácilmente. Pero así lo hicimos nosotros en aquella ocasión. Pasamos por Dalcahue, Curaco de Vélez, Achao, Castro y Quellón. En Castro mis papás me compraron un gorrito de lana, pero al llegar a Quellón ya lo había extraviado XD

En el barco rumbo a Chiloé, en mis vacaciones de 1998


En estas vacaciones se volvió costumbre que yo le fuera ayudando a mi padre en la conducción del auto leyendo las señales de tránsito. Y sí que le sirvió. Nos llovió mucho ese día. De vuelta llegamos de noche a Ancud con un aguacero de proporciones. Mis hermanos quedaban sorprendidos al ver que podía leer los letreros de tránsito con mucha distancia, aunque fuera de noche y estuviera lloviendo. A pesar de los cansador del viaje por la isla, fue un día bien aprovechado.


Al día siguiente, 24 de enero, tomamos rumbo a norte, hasta Osorno. Alojamos en unas cabañas que quedaban camino a Puyehue. Claro está, estando tan cerca de las termas, ¿cómo no íbamos a ir? Mi diario habla sobre ello, cuando fuimos a las termas el día 25: "Fuimos a Puyehue como a las 12.30 hrs. Pasamos a Entrelagos, pueblo ubicado al lado del lago Puyehue. Al llegar a Aguas Calientes, nos instalamos y recorrimos el parque. [...] Pasada las dos de la tarde nos fuimos a las piscinas y en realidad estaban muy calientes, porque nos tocó un día caluroso" (Tomo 1, pág. 22).

En ese viaje usamos las piscinas al aire libre. Tuvieron que pasar algunos años más para usar las piscinas temperadas bajo techo, que son un poco más caras que las que están a la intemperie.

Frente al Gran Hotel Pucón, vacaciones de 2017

Luego de pasar la noche en Valdivia el día 26, el 27 de enero llegamos a Villarrica: última parada de mis vacaciones de aquel lejano año 2003. Luego de desviarnos a Lanco por un error de nosotros al equivocarnos de camino, llegamos a eso de las 13 horas a Villarrica. Allá recorrimos tanto la ciudad anteriormente mencionada, como su vecina Pucón y, obviamente, el lago Villarrica. Además, fuimos a los ojos del Caburgua, un hermoso lugar que queda cerca de Pucón. También fuimos a Lican Ray, pueblo ubicado a orillas del lago Calafquén, donde nos subimos a un catamarán para recorrer el lago.


Finalmente, el día 30 de enero, comenzamos el retorno a Concepción. La noche anterior no pude dormir por un calor sofocante en Villarrica. En mi diario explico una curiosa teoría al respecto (por favor, comprendan que tenía sólo 12 años: era un niño): "Anoche hizo un calor increíble. Calculo unos 20 o 25 grados. Desperté varias veces. Cuando lo hice a las 4 de la mañana, intenté quedarme dormido, pero no pude, porque unos perros molestaban con sus ladridos. Cuando por fin se callaron, comenzó a cantar un gallo. Luego vino la lluvia y me quedé dormido. [...] En el viaje pensaba: 'Si hace calor y los perros ladran, es porque va a haber un temblor. Y si hay un temblor cerca de un volcán, significa que erupcionará'. Tuve pánico, pero nosotros estábamos en Lautaro. No tenía por qué preocuparme" (Tomo 1, pág. 26, 27).

¿Será tan así que cuando hace calor tiembla?

Pasamos a los Saltos del Laja. En mi diario menciono que venía con harto caudal. Cuánto cambió en 20 años, ¿no? Ahora da pena pasar en el verano. Y luego de pasar a los saltos, nos fuimos a casa, llegando a eso de las 9 de la noche.

Saltos del Laja

Este fue un pequeño resumen de aquel lejano viaje. No tengo muchas fotos por la razón que expliqué en este relato, y por eso tuve que poner fotos de otros años para que la lectura fuera más bonita.

Luego de un año, volvimos a salir, el 2004. ¿A dónde fuimos? Se los contaré en un siguiente artículo de la sección "Vacaciones". ¡Muchas gracias por leernos!


Qué genial es viajar. ¿A dónde habré ido al año siguiente?

Compártelo:

2 comentarios:

  1. Hola Panchito. Qué increíble que aun tengas tu diario de vida, y que te sirva para recordar lo que has vivido.

    Yo he ido varias veces a Valdivia y he hecho el recorrido que tú mencionas y es bonito. Totalmente recomendable. Chiloé no lo conozco aún pero las ganas están.

    Saludos para ti y tu Eve :)

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Hola Wladimir. Gracias por tu comentario. Sí, ahí lo tengo mi diario, aunque hubo un período de tiempo de unos 6 años en que no escribí nada, pero ahora escribo... no como antes, pero de vez en cuando.

      Qué bueno que hayas ido varias veces a Valdivia. Es bonito, en especial ese viaje por los ríos. Ojalá pronto puedas ir a Chiloé. Vale la pena. Con mi Eve y la Antito pretendemos ir el año entrante.

      Saludos! Y gracias por tus saludos para mi y mi Eve <3

      Borrar

Estimado/a lector/a: agradecemos tu tiempo al leer este artículo. Si gustas, puedes dejarnos tus impresiones en el siguiente formulario.

Por favor, evita comentar con groserías, insultos o frases de doble sentido. Muéstranos lo mejor de tu ortografía . No nos hacemos responsable por comentarios de terceros. Recuerda que cada comentario lo respondemos a la brevedad. Vuelve en un par de días y lee la respuesta. :D

Por último, nos reservamos el derecho a eliminar comentarios que no cumplan con estos sencillos requisitos.

Entrada destacada

441. No fue sólo un accidente...

  A lo largo de estos ya más de 17 años escribiendo en este lugar, he hablado en más de alguna ocasión sobre el sistema de transporte públic...

Suscripción

Lo más leído del mes

Archivo del Blog